(Guayaquil, 10 de julio).- Amanda “La Leona” Nunes hizo honor a su nombre y continuó con la ola de sorpresas en la división femenina del peso gallo al destruir el sábado en el primer asalto a Miesha Tate para convertirse en la primera brasileña en conquistar un cetro de la UFC.

En el combate estelar de UFC 200 en el T-Mobile Arena, Nunes subió al octágono como una leona que busca su presa. Al poco tiempo de darse el bocinazo inicial, Nunes lastimó malamente a Tate con un derechazo y eso fue el comienzo del final para Tate.

La brasileña siguió atacando a la campeona con fuertes derechas que la ensangrentaron y la llevaron a la lona totalmente aturdida, y después la agarró y la rindió con una llave de estrangulación de espalda a los 3:16 del primer asalto. Fue una demostración impresionante de Nunes ante una de las peleadoras más experimentadas de las artes marciales mixtas.

Comentarios

comentarios